El verano es uno de los enemigos del sueño para muchas personas. El calor durante la noche impide en muchas ocasiones un sueño plácido y nos mantiene moviéndonos en el colchón toda la noche. En Colchón La Nuit queremos que descanses y te levantes lleno de #GoodVibes, por ello te damos consejos sobre cómo dormir fresco en verano sin encender el aire acondicionado.

Cómo dormir fresco en verano sin encender el aire acondicionado

La temperatura ideal para el descanso se sitúa entre los 15 y los 22 grados. A partir de los 26 grados, nuestro cuerpo comienza a sudar para enfriarse y esto nos hará sentir incómodos. Además, solemos movernos más sobre el colchón.

Uno de los factores importantes es el propio colchón. Colchones como el modelo Acqua de La Nuit permiten un sueño más plácido gracias a sus materiales de fabricación como la espuma Energex®.

Siguiendo con los elementos de nuestra cama, es muy importante que tengas en cuenta el tejido de las sábanas que utilizas. Unas sábanas de algodón son la elección perfecta. El algodón es un tejido natural y transpirable que permitirá que nuestro cuerpo transpire, evitando que el calor en forma de vapor se quede en las sábanas.

Durante el día, te recomendamos que cierres persianas y cortinas en la habitación. Con ello evitaremos que el sol entre en la misma, calentándola. Así lograremos una temperatura más baja a la hora de acostarnos.

Si tienes aparatos electrónicos en la habitación, es recomendable desconectarlos. Aunque el calor que estos aportan al ambiente suele ser imperceptible, la subida de la temperatura ambiente hace que estos también se calienten, provocando un aporte aún mayor de calor a nuestra habitación.

Prepárate para dormir

Hay otros hábitos importantes para mantenerse fresco durante la noche como pueden ser tomar cenas ligeras que favorezcan la digestión y eviten que nuestra temperatura corporal suba debido a ella, ducharnos antes de ir a la cama con agua templada y mantener puntos como el cuello, muñecas o tobillos frescos para mantener nuestro cuerpo a menor temperatura.

Con estos consejos seguro que tus noches de verano se vuelven más frescas.